domingo, 13 de marzo de 2016

Se avecina la semana de las torrijas.

Esta semana se acercan las torrijas peligrosamente porque mi madre está deseando prepararlas y "los pinches de cocina oficiales" no nos quedamos atrás.El pan,la leche (con canela,azúcar y limón)hirviendo,la sartén caliente con aceite de oliva,los platos con huevo y harina,etc. Todo un espectáculo gastronómico de primer nivel para unos de los postres típicos de la Semana Santa española.



En mi familia tienen mucho tirón y hasta hace unos años las preparábamos unas cuantas de leche y el resto de vino (hervido con azúcar y canela,por lo que pierde todo el alcohol) porque le gustaban a mis padres.Desde que murió mi padre,hace casi seis años,solamente las más dulces porque a mi madre no la apetece comérselas en solitario.¡Una pena!

Nosotros las comemos como postre e incluso en más de un desayuno durante ese periodo festivo,aunque a mi madre le apetecen a todas horas  (es digno de estudio porque no conozco a nadie tan goloso como ella).¿Se avecina una guerra civil a pequeña escala en nuestro tranquilo hogar?

Os lo contaré puntualmente la próxima semana.Deseadme suerte,estimados lectores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada